sábado, 15 de noviembre de 2008

LA TRAVESÍA DE CARLOS

¡No me lo puedo ni creer!
Aquí los estragos de la superproducción . La plañidera no sé quien es. Los dos cachondos del fondo son mis sobrinos que no se podían creer el protagonismo de las servilletas.










5 comentarios:

Anónimo dijo...

¡Qué bonito!...¡cuánta vida y cuánto cariño!.Gracias María y Cristina por este disfrute.

(Cris, lo he tenido que separar del otro Carlos- Charles Trenet-porque si nó no se oía a éste)

Cristina dijo...

don't worry, be happy...

(sor Margaretta me llamó anoche después de ver el vídeo y de happy ná, estaban todos llorando a moco tendido)...

Mª del Mar dijo...

Bueno, bueno ... que bonito. Si yo fuera Carlos, después del sorpresón de la fiesta me preparan un video así y es que me "jarto" a llorar. Felicidades a María-norte y a Cristina por el montaje, y más felicidades a María-Norte y por la maravillosa sorpresa que le ha preparado a su marido.

marga dijo...

María S., qué artistaza estás hecha. Así noté a María Norte tan emocionada cuando me habló de tu poesía y de tu música. Me imagino que cuando se recupere entrará ella misma y os contará cómo fue su noche, que era la de su chico pero de la que se apropió sin quererlo. Creo que para Carlos fueron momentos mágicos, encontrarse de repente, así, sin esperarlo, con casi todas las personas con las que ha compartido retazos significativos de su vida, en un día festivo, sin necesidad de estar en una situación traumática de esas en las que dicen que desfilan ante ti todos los momentos vividos. El ambiente se cubrió con una gran capa de cariño que estuvo presente desde las primeras llegadas de amigos al hotel, todos cómplices, todos con muchas ganas de disfrutar, de dar, de recibir, de reír y sonreír (bueno, según Cris, fue la mayor concentración de mentirosos nunca vista en Galicia). Y María fue la reina de la noche disfrutando de los resultados de todas sus intrigas y desvelos. Y estaba guapísima. Y feliz. Y más rubia y más alta. Y me encantaba ser su hermana.

La peli que hizo Cristi y de la que habéis visto parte tuvo una gran acogida de crítica y público (bueno, lo que quiero decir es que fue muy emotiva y lloramos todos; si soy capaz acompañaré esta crónica con un reportaje gráfico). Nos hartamos de aplaudir como si de un gran estreno se tratara. Y después, ¡hala!, con los chorretones del rímel por toda la cara, a bailar todos como locos y a recuperar las lágrimas perdidas con unas cuantas copitas.

(Ya he visto que llego un poco tarde y que mi hermanísima se ha recuperado y ha metido ya un comentario, pero tenía este borrador a medio terminar y ahí va)

maria dijo...

Gracias hermana por tus palabras y tu reportaje gráfico.... quiero más fotos. Tdo fué gracias a vosotros y a toda la gente que quiere a Carlos.
Los plañideros son unos amigos y compañeros de trabajo pero me falta foto de la plañidera mayor del reino que fuiste tú, porque empezaste a las 9,30 en punto y no sé cuando acabaste de llorar y reir a la vez.
Un beso para todas y el más grande para mi hermanísima, que se pegó una paliza tremenda para estar con nosotros en un día tan especial.
Maria-Norte