viernes, 19 de junio de 2009

ACTA CENA CUMPLE 17 DE JUNIO


CAP.1. “CUARENTA GRADOS A LA SOMBRA
Minutos antes de las 20,00 h. María S. sale del trabajo. Va coco-ntenta. Doblando la esquina ruedan tres cocochicas hacia la palmera. Marga, Cris y Elena. Besos, abrazos, felicitaciones. Bolsas en mano. Calor sofocante. Se van al “Magnum”. Buchito de mega-gin-tonic y paquete sorpresa. ¡Cumpleaños feliz! La palmera acaba de cumplir dátiles y es sorprendida con un regalo. Empieza la fiesta. Un bolso precioso. Y sobre todo, la ilusión de quienes lo regalan.
Sms varios en el móvil de Marga. Hablan de boda. Remite M. Piment. ¡Por dios, cuenta, cuenta! Dicen que alguien anda buscando un acta, el antigüo. Llega Mª del Mar, algún problemilla de última hora. Oye y que bien estuvo lo de Córdoba y que a gusto con Manuel PimentEL.
Son ya las 21,00 h. ¡Iros ya pal NOVO!
...
CAP.2. “ENTRANDO EN EL NOVO”
...
Nuestra chicas son recibidas por Juanlu, el simpático dueño del lugar, el cocinero -por cierto ¿cómo es que Pilipili aún no le ha preguntado cómo se llama?- y Amanda, que FELICITACIONES en mano les dá la bienvenida e invita a la preciosa mesa que les han preparado. Sobre cada plato un librito del menú, e instrucciones y etiquetas para los regalos.
...
Empiezan a rodar cocoduendes multicolor por la sala. La magia y la ilusión van inundando el ambiente.
Amanda es “tocada” por Cristina con un sombrerito-tarta.
Las componentes del “club del fieltro” esconden paquetitos debajo de cada servilleta.
...
Llega Pilirosa. A toque de varita mágica deja unas letras junto a las copas. Nos recuerda el 50º aniversario de la muerte de Boris Vian en estos días.
...
Cris suelta sus cocos chorreantes de color sobre las fans del admirado Manolo Cuervo.
...
Llegan las demás. Isabel, Marió y Ángela.
¿Y Adela? ¿Vendrá Adela?… María S. está tranquila. Le tiene reservado su sitio por si acaso.
...
CAP.3. “AMANDA”
...
Soy vuestra muñeca-logo y quería estar hoy más cerca de vosotras. Mi verdadera madre se llama Cristina. Pero este fín de semana fui adoptada temporalmente por María S.
...
Ella dice que fue el primer nombre que se le ocurrió cuando llegué a casa. Yo más bien creo que viene de lo más inconsciente de su subsconsciente, aflorando así el gerundio “femenino” de un bonito verbo… que seguro tuvo mucho que ver con mi nacimiento.
...
Por unos días he sido de cartulina y madera, y tan alta como mi hermana adoptiva, la de carne y hueso, a la que por cierto le han recomido los celos cada vez que mamá segunda se ha dedicado a mí en estos días.
...
Espero seguir leyendo con vosotras, otras maneras, otros nombres… pero HOY LIBRO!
...
CAP.4. “DUENDES DE COLORES”
...
Rojos.
Entre las filas de Hoy Libro se rebela un sector de contra-ataque que constituido en club manejan el fieltro con destreza. Al parecer reivindican su derecho a ilusionar. Y según las crónicas así lo hicieron y con creces. Broches-muñequitas-logo para todas. ¡Una monada!
...
Azules.
Bartleby el escribiente nos llega de nuevo de las manos de Cristi y los trazos de Manolo Cuervo. Dibujos dedicados a cada una de las afortunadas que tuvimos en su día el tiempo y la suerte.
...
Verdes y amarillos.
Etiquetas de colores, para identificar los regalos. FELICDADES.
...
CAP.5. “LAS CUENTAS CLARAS”
...
Una tesorera, muy saritísima ella, toma nota al ritmo de su lingüivibrator :
...
Se acuerda una cuota anual de 50,00 euros para que los extraordinarios no supongan además del esfuerzo y dedicación que a veces requieren, un gasto añadido sólo para las que se preocupan y ocupan de ellos.
Se iniciará el curso contable coincidiendo con la compra de los libros para el cole o la facul, o los colores para la guarde para algunas. Es decir, en SEPTIEMBRE.
No hay cuenta corriente. Ángela quiere cash. Ella manda.
Además, las que fueron a Córdoba han dejado un fondo de 4,00 €. El resto debe ponerse al día.
...
CAP.6. “SIN LIBRO HOY NO LIBRO”
...
Son casi las 22,00 h. Empiezan a llegar los primeros platos y aunque ya hay quien, con los nervios a flor de piel, quiere abrir los regalos, hay un libro que espera y le hacemos un huequito. EL LECTOR, de Bernhard Schlink.


...
A la mayoría ha gustado MUCHO, a alguna muchito y a otras muchííísimo.
...
Pilar. Lenguaje directo, conciso y sin adornos, que muestra la tragedia y contradicciones de un pueblo marcado por la historia. Hace constantes preguntas que no tienen respuesta.
Te fuerza a reflexionar permanentemente.
Diálogos directos y francos.
Una historia conmovedora. Él despierta al sexo y ella se cultiva. Fuerte dependencia psicológica –le recuerda a “Portero de noche”-.
Y dos temas tabú: la pederastia y el exterminio nazi.
...
Ángela: Repite sin cesar que le ha gustado muchísimo, igual que la primera vez, y que por eso lo recomendó (y perdió) en su día. Ruega no insistamos en detalle más.
...
Marió: Muy ameno. Tratamiento del nazismo desde un punto de vista diferente al habitual y aprovechando una historia de amor pasional.
...
No le gustan las preguntas sin respuestas.
...
Marga: Correcto, y de pasional, ná de ná –salvando lo de “los olores”-. Precisamente le parece un buen reflejo del carácter “frío” del alemán, y de su sentimiento actual de vergüenza ante la historia. ¿Es que acaso lo sabe por algún primo que tiene en Alemania? Sí, claro, ¡y un sobrino en Córdoba!... Pues sí.
...
Llama su atención el empeño férreo que pone Hanna por salir de su analfabetismo prácticamente sin ayuda.
...
Elena: Bien. Lenguaje directo. Sentimientos contradictorios: rechazo, justificación… Él: un alma gris, no hay “acto de voluntad", se hubiera quedado con ella toda su vida.
...
Mª del Mar: Le ha gustado pero, pero, podría haberse sacado algo más de la historia, que ve fría. A él lo define como un tipo extraño, que se queda pillado y que no la entiende.
...
Isabel: De fría, ná de ná, todo lo contrario, de una sensualidad bestial, corroborado además por su hija veinteañera y amigas de ésta. ¡Juventud, divino tesoro! Isabelita, qué bien te veo.
...
Cree que no se toca el tema nazi en profundidad y nos recuerda otros grandes problemas raciales como el sufrido por los negros.
...
Destaca brevemente dos conceptos: la HUMILLACIÓN –de él- por un lado, el SUICIDIO –de ella- por otro.
...
Lee un fragmento acerca del aprendizaje de Hanna: “… vi cuánta fuerza y cuanta lucha le había costado escribir… pensé con tristeza en los retrasos y los fracasos de la vida en general… quizá no existe demasiado tarde, sólo tarde, y tarde es mejor que nunca…”
...
Adela: Él queda marcado por su relación a los quince años. Conoce a una mujer libre (¿).
...
Mucha carga emocional. Entre otras, “el adiós” en la piscina.
...
Se discute sobre la importancia que tienen en nuestras vidas los primeros amores.
...
Cristina: Como siempre trae toda su tarea más que completita. Y muy a su pesar, y el de alguna que otra más, se tiene que conformar con lanzar al aire sólo el esbozo de lo que sería un gran cuadro.
...
Sus trazos hablan de una historia romántica y muy sensual, ¡esos olores!. “No recuerda su cara, pero sí todas las escenas compartidas”...
...
Y de la CULPA y el ORGULLO.
De la DIGNIDAD.
De la CONDENA, mucho antes de ser juzgada.
Del pasado, marcando el presente de quien no vivió ni participó en ello –se discute sobre la revisión histórica en Alemania vs España-.
...
Una pincelada sobre los finales dolorosos que borran a veces una trayectoria feliz.
...
Y termina con una pregunta, ¿QUÉ HABRÍA HECHO USTED?.
...
María Sur: Cree que precisamente todas esas preguntas sin respuestas son la esencia misma del libro.
Cómo juzgar a los demás sin conocer los verdaderos motivos -y si difícil es reconocer los propios cuánto más los ajenos- y aún cuando se conozcan, qué difícil es a veces “entenderlo” y “aceptarlo”.

CAP.7. “ÁBREME LA PUERTA
...
¿La puerta? ¿Ha dicho puerta?
...
Ángela dice que no tiene nada que ver con el libro, pero quiere recomendar esta peli, cruce entre Drácula y la gelidez bergmaniana. Mucho más que otra película de vampiros. No es sólo sangre: también habla del miedo y el acoso escolar-bullying-, o del despertar erótico al inicio de la adolescencia…
...
(A algunas nos dan miedo las pelis de miedo, valga la redundancia).
...
Disculpad, el título es “Déjame entrar”. Pal caso…
...
CAP.8. LA CEREMONIA DE ENTREGA”
...
Gorritotarta en cabeza, Adela se convierte en la maestra de la ceremonia de los regalos –conveniencias del guión- toda vez que en mayoría se ha entendido que no es el regalo en si, sino la ilusión lo que se entrega, y no proceden las “postpuestas”.
...
Sus manos se llenan ahora de la emoción contenida en paquetes de colores, su cara regala sonrisas y risas, y tantos nervios cómo la que más -aquélla que en ese momento acaba de identificar su etiqueta en el regalo que le ha tocado-.
...
Mª del Mar es la primera afortunada. Su amiga invisible es rápidamente identificada, y eso que se oculta bajo una toga…: Sor “Dulce” ha adornado caja cartón con muñeca logo en fieltro. Ideal para guardar cositas. Sus manitas santas han elaborado también llaverito logo. Cuelgan flecos… ¿En qué pensaba la sor cuándo los colgó? ¡Ahhh!
...
Un sobre con nuestras palabras multicolor, libros, autores, diccionarios, lugares, amigos… Para todas.
De… María Norte. ¡Está con nosotras, claro! Una carta preciosa y emotiva. Y una frase para cada una. Adela lee y todas escuchamos con atención. También María, al otro lado del teléfono.
...
Dos salvamanteles plastificados, collage de nuestras cositas, para Elena. Un bonito y práctico regalo de las manos de Mª del Mar.
...
Y aunque ellas no se dan importancia, unas manos muy artesanas hacen llegar a las de Marga un precioso plato floreado. Todas queremos aprender, Marió.
...
Para que vaya ya poniéndose las pilas, Ángela descubre el manual perfecto para aprender a bregar con adolescentes. Pililebe, bien documentada, se lo regala, manuscrito y manuilustrado. Papel, cartulina y guitita.
...
También guitita y papel devuelve Ángela, que en voz alta lee los divertidos ripios que ha inventado para contar historias sobre hoy libro… Nadie mejor que ella para dar rienda suelta a las risas de todas, y como no, al agradecimiento de Marió.
...
¡Y por fín llegan las puertas!... De la portera mayor del reino, la blogmaster del universo, la mater amantísima… que a riesgo de quedar atrapada tras las de su casa, nos abre una vez más todo un universo, en cartulina y papel, de muñequitas marca páginas, muñequitas tarta, velitas, títulos y textos leidos, entrelazados con otros de propia cosecha –¡menuda cosecha!- y para rematar, las 55 palabras que hemos descubierto en nuestro “diccio”, pero estrenando diseño -¡ay, qué le gusta, y qué nos gusta!-.
Mejor verlo y leerlo, pero se lo queda Isabel.
...
Aparece una puerta más. No, si al final era verdad lo de las puertas…
Ésta es de un frigorífico, con todos sus avíos. De lata, papel y cinta americana. La excusa perfecta para pegar la muñequita logo iman que ha tuneado María Sur para Pilar.
Se acompaña de libretita y lápiz a juego, para recordar próximas citas o actividades pendientes. O un acta olvidada, por un poné.
...
Entre las presentes hay una madre que a la vez que repasa las mates de quinto con su niño, se traga con éste el art attack. Gracias a ello, según confiesa, nuestra querida Elena ha podido sorprendernos con un original cuadernito en estaño, y que a falta de que vaya siendo grabado por las manos de Cristina, ha adornado, como no podía ser de otra manera, con una linda muñequita logo.
...
Bueno, pues ya sólo queda una aguantando los nervios... Más muñecas. Pero esta vez estampadas en una camiseta de un bonito azul que encanta a María Sur. ¡Todo un acierto de la “nueva” Isabel!

Como broche, la voz de Rocío felicitándonos a todas en boca de Marga. Y dando gracias. Gracias a la CONCURRENCIA y a la PROVIDENCIA que hicieron posible que nuestra Julia Carlota disfrutara muy, pero que muy de cerca, del flequillo “arrobador” de su admirado Pimentel.
...
CAP.9. “COMO NIÑAS”
...
Y aunque algunos ya nos quieren poner de jovencitas, cómo dudar de la niñez después de los ocho capítulos anteriores.
Así que no podían faltar ni la PLASTI, ni las VELAS.
...
¿Algún deseo?
Volver a celebrar el año que viene. Y con Pepa. Y con Ángeles
...
CAP.10. “¡EL VILIPENDIO!”
...
Entre una cosa y otra alguien vuelve a sacar el tema de la dichosa “jaulita”…
Y una voz se alza entre todas… ¡vilipendiadas, que sois todas unas vilipendiadas!
¿O dijo vilipendiosas?. Da igual.
...
(Pero no pierdas por ná del mundo esa gracia que tienes).
...
CAP.11. “EMMA”
...
Y para el próximo mes recordamos nuestra cita con Emma, no la amiga cacereña de Marga, no. Tampoco la de Jane Austen. No.
...
Para quien no se haya enterado todavía, es Madame Bovary la que nos espera el día 14 de julio, martes.
...
Dirección y organización: Marga, que voluntariamente se ofrece, no sin antes haber sufrido una acedía al oir algo referente a organizar un encuentro con Vargas Llosa (aquí me he perdío).
...
Llevaremos propuestas para lectura de Septiembre.
Pilipili, por si acaso, recomienda ya La Tregua” de Mario Benedetti.
...
CAP.12. Y SIGUIENTES
...
Continuarán…
¡FELICIDADES A TODAS TODAS, Y HASTA EL AÑO QUE VIENE.!
...




EPÍLOGO
...

Si la mirada concupiscente era por sí mísma tan mala como la satisfacción del deseo, y la fantasía activa tanto como el hecho en si mísmo, entonces, ¿por qué negarse a la satisfacción y al hecho?
...
Todavía hoy, cuando he pasado la noche con una mujer, tengo siempre la sensación de haber recibido un regalo excepcional.
...
¿Y qué pasa si no se puede hablar con el otro? -le pregunté-. Me miró con gesto dubitativo, y yo mísmo me dí cuenta de que la pregunta estaba fuera de lugar…Lo único que me quedaba era tomar una decisión… Lo que pasa es que no sabía si debía tomar alguna medida… y no me convencía mucho la idea de hacerlo…
...
No, no estoy hablando de la obediencia debida. El verdugo no obedece órdenes. Simplemente hace su trabajo.
...
…estuve rondando por el terreno del campo de concentración… sentía dentro de mí un gran vacío, como si aquellas imágenes que me faltaban no hubiera estado buscándolas fuera de mí, sino en mi interior…
...
Señalar a otros con el dedo no nos eximía de nuestra vergüenza. Pero sí la hacía más soportable…
...
…el que huye no sólo se marcha de un lugar, sino que llega a otro… No es cierto que ante el pasado tengamos que limitarnos a observar, sin participar, como en el presente… hay que tender puentes entre el pasado y el presente, observar ambas orillas y tomar parte activa en ambas…
...
…aprender a leer y escribir… un paso hacia la conciencia.
...
¿Y sabes una cosa?, cuando nadie te entiende, tampoco te puede pedir cuentas nadie.
...
Los estratos de nuestra vida reposan tan juntos los unos sobre los otros que en lo actual siempre advertimos la presencia de lo antigüo…a veces me parece casi insoportable.
Quizá sí escribí la historia para librarme de ella, aunque sé que no puedo.
RIPIOS
Que qué estás leyendo tú
que qué voy a leer yo,
así, a grandes rasgos
este grupo se formó.


Un mes de junio en Sevilla
con calor casi africano
siete "jóvenes lectoras"
se cogieron de la mano


¿Y qué nombre le pondremos?
se preguntan maliciosas
pediremos opiniones
a tantísima mente ociosa


El Club de Poetas Muermo"
también "Las de la Presbicia"
no diré quién los propuso
no quiero tener malicia


Cristina piensa que piensa
quiere un nombre bien completo
que abarque lo literario
y lo lúdico, por supuesto


HOYLIBRO es un buen nombre
magnífico, diría yo,
en las respuestas machistas
encontró la solución


Y se ponen a pensar
cómo ponerse de acuerdo
hay mucho que decidir
no quieren que esto sea un muermo


Se aprueba crear un blog
para estar simpre en contacto
Crstina, mente preclara,
lo pone en marcha en el acto


Se nombró organizadora,
fotógrafa, tesorera,
se repartieron los cargos
como a Ministros, carteras


Y se van a un Restaurante
a cenar todas contentas
y al final, la tesorera
se encargará de la cuenta


Leen un libro por mes
lo cual es obligatorio
aunque hay veces que el debate
se convierte en un jolgorio


Pero llega Pililebe
con su copa y su cuchara
pegando unos golpecitos
pone orden en la sala


Al principio fué Cristina
la que escribía las ACTAS
hasta que un día se plantó
y dijo ¡yo ya estoy harta!

Está cansada de ser
blogmaster en solitario
este blog debe de ser
muchísimo más solidario


Cuando menos lo esperamos
presenta su dimisión
las demás, muy afligidas,
nos dimos el sofocón


Y nos pusimos las pilas
y se nos quitó la pena
ahora escribe las ACTAS
quie organiza las cenas


En junio de 2007
comenzaron a reunirse
ahora están encantadas
¡ya nadie quisiera irse!


Empezaron siendo 7
y la cosa fué en aumento
en junio de 2009
son 14 las que cuento

26 comentarios:

Pilar dijo...

Maria, la casa a oscuras, durmiendo que nos levantamos a las cinco de la mañana. Esta noche no necesito leer mi libro: he leido tu acta. Gracias por la sorpresa.

marga dijo...

¡Olé ese arte! ¡Ni te sobra ni te falta un dátil! Otro regalito rebosante de cocolor, cariño y de ingenio para el aniversario.

PANEGÍRICO 1 (DE 33) dijo...

no sé si regalarte a ti también 33 panegíricos... la verdad es que te los mereces, así que el primero es: GRACIAS POR SER TAN GENEROSA, robando minutos al día para crear a Amanda (que fue inmediatamente amada nada más verla: amor a primera vista) y todo lo que vino después, con o sin purpurina

PANEGÍRICO 2 (DE 33) dijo...

Cuando pensamos en que no debíamos regalarnos cualquier cosa comprada deprisa y corriendo, no podía imaginarme que saldrían cosas tan divertidas con nuestra muñequita. Ni que la íbamos a bautizar gracias a María, su madrina... ¿cómo no se nos ocurrió antes que Amanda no tenía nombre? ¡ese nombre le va al pelo! (por eso no tiene pelo Amanda, porque le incendiamos la cabeza cuando menos se lo espera).

Amanda tiene suerte de tener tantas madres con una tutela compartidísima. Cada una la vistió según sus gustos y su imaginación, y Amanda hizo un pase de modelos que ni en la pasarela Cibeles: modelito vela de cumpleaños ardiendo de gusto, modelito imán de la nevera con nevera incluida, Amanda de azul y rojo con un bonito diseño elaborado en fieltro para noches fresquitas, más fieltro para caja modelo IKEA con puerta oscilobatiente, Amanda con forro de plástico antimanchas para cenas románticas, ¿y el modelo ¡precaución, que viene Amanda a bordo de una camiseta!?. Por no hablar de la que me mira desde mi estantería de Hoylibro, con sus páginas de estaño, incitándome a grabarle algo... ¡por lo menos conté 12 Amandas diferentes!

¡cuántas Amandas y cuántas amadas en una mesa!

PANEGÍRICO 3 (DE 33) dijo...

Mañana del día 18, 8:45 h.

Mis niños salen a la calle para ir al colegio. En medio de la calle, abandonado, resacoso y triste descansa un gorro tarta con Amanda durmiendo la mona entre las velas.

¿Así cuida mamá sus cosas?

Cual Cenicienta que vuelve precipitadamente a su casa, se me cayó al salir del coche mi zapatito de cristal...

Gracias a Dios, Amanda y el gorrito se encuentran bien, limpitos y reinando en mi estantería Hoy Libro, donde la veo charlar animadamente con su hermana de estaño.

PANEGÍRICO 4 (DE 33) dijo...

hoy no quiero hablar del libro. Quiero jugar con las normas y no según las normas. ¿Cómo puedo hablar del libro viendo cómo los Reyes Magos han dejado tantos paquetitos a los pies de Amanda, mamá noel de hoy libro? Me obligan. Y salgo del paso como puedo. No tengo paciencia para las sorpresas.

PANEGÍRICO 5 (DE 33) dijo...

el lector. el placer de que sea alguien el que te lea las palabras escritas. Con otra voz que no sea la tuya.

PANEGÍRICO 6 (DE 33) dijo...

Cocos chorreantes. Manolo sentado en mi mesa con su rotulador en mano, que traía en su bolsillo por si acaso. Anda, Manolo, dibuja en este una palmera datilera. Y Manolo obedecía mis órdenes, cuando lo fácil habría sido decirme "preferiría no hacerlo". Y además, por su cuenta, a la otra le pintaba olas del mar que lleva por nombre. Y a la otra un perrito... Yo, desde el otro lado de la mesa disfrutaba imaginando sus caras. No llevé el mío a la cena, preferí no hacerlo, porque tiene muchos colorines y os iba a dar envidia. Quien parte y reparte...

maría-sur dijo...

Cristi, en el espacio en blanco se suponen que estaban las tiras de foto del picasa,¡pero se han ido!

¿O es mi ordenador que falla?...No me extrañaría.

maría-sur dijo...

¡Qué bonitas loas, panegírico!

¿Y lo de 33?

Cristina dijo...

María sur:

Punto 1. con respecto al picasa, os he mandado un correo, leedlo, es un s.o.s.

Punto 2: le prometí a pililebe que le iba a escribir 33 comentarios alabando su labor (o panegíricos) si se iba a Roma con su acta escrita, y como tú la escribiste a la vez... En eso estoy (ahora que no nos escucha la pililebe, como son panegíricos anónimos... si alguien me ayuda a llegar a los 33 ;) sería una ayuda) ¿porqué 33? ni idea, me salió ese número pa convencerla de que el blog estaba antes que su maleta monísima pa la cittá eterna...

Cristina dijo...

¿véis ahora las fotos?

maría-sur dijo...

Ahora perfectamente, thank you!

P. 7 (¿de 33?) dijo...

Las hermanas de la congregación del divino fieltro se reúne, ante ellas una mesa atiborrada de los útiles necesarios para sus manualidades: tijeras, hilo, pegamento... Sus divinas manos cortan, pegan y cosen, seguro que sus lenguas hacen lo mismo con nosotras, pero...

¿ninguna tiene remordimientos de conciencia?

Minutos antes pecaron al irse de mi casa. No era un pecado mortal, claro, a tanto no llegan ellas, tan puras, dulces y angelicales, pero tendrán que confesarse, porque han repartido a diestro y siniestro muchas mentirijillas que, aunque piadosas, son un pecado venial digno de confesión...

Les pondré la penitencia: Tres Salves, y un Padrenuestro y la gracia de sus manos, ¡ea, como Carlos Cano!

Angela dijo...

Cristina, he escrito los rípios separados de 4 en 4 estrofas y cuando se ha publicado sale todo junto ¿?

marga dijo...

¿Lo querías así?. ¡Soy un hacha!

Cristina dijo...

me encantan los ripios, Ángela, ¡son geniales! me he vuelto a reir como en la cena ¡gracias!

además de tesorera
te doy yo otra cartera
la de rapsoda oficial
de nuestro berenjenal

18... el coco bonito dijo...

¡Cómo me gustan las palmeras datileras! ¡No te dan mucha sombra, porque con esa altura!

Pero te sientas a su sombra, con la espalda apoyada en su tronco y un libro entre las manos. Presientes que vas a tener una tarde tranquilita y de pronto ¡zas! un coco te cae en la cabeza, te entra risa, lo coges y lo tiras para otro lado, agachas la cabeza para que le dé a otra... y empieza el juego, el alboroto, nadie puede resistirse, ya no echas de menos la lectura, ni el libro, ni nada... sólo quieres jugar con los cocos. Hasta que el coco se rompe y sacias tu sed con su contenido, agua de coco, agua de coco, pa que la bebas poquito a poco...

Otras veces entre tus páginas cae uno de sus dátiles, dulce como la miel, lo saboreas a la vez que lees, y el libro se queda marcado con las huellas que ha dejado el dátil en tus dedos. Y las palabras saben más dulces.

Así es nuestra palmera datilera: imprevisible, ingeniosa, creativa, vitalista, generosa...

te recuerdo Amanda dijo...

Cada vez que me acuerdo que abandonamos a la pobre Amanda de tamaño natural ¡me entran unos remordimientos!
pero... ¿qué podíamos hacer? ¿a quién le cabe una amandatamañonatural en su casa? ¿pega con mi sillón de IKEA?
lo sé, lo sé, pero es como si la hubiéramos traicionado. ¿Dónde estará? ¿la tiraría Juanjo a un vulgar contenedor? ¡pobre Amanda!

pobre Amanda! dijo...

¿habremos roto su pobre corazoncito de papel?

Desde el Novo con amor dijo...

Querida mamá. No te preocupes tanto por mí. Estoy encantada de que mi mami adoptiva me llevara a la fiesta. ¿Te fijaste en las caras de sorpresa y satisfacción de las tías? No se esperaban encontrarme allí. Estaban todas felices con el estirón que he pegado en estos dos años, saben que mi tamaño guarda relación con vuestro crecimiento como grupo. ¿Te acuerdas de las primeras reuniones, cuando una se presentaba con un catálogo de papeles pintados y otra con una bolsa del Corte Inglés con un modelo monísimo “que era una ganga y no me he podido resistir”? ¿Recuerdas esos corrillos incontrolables donde todas queríais hablar a la vez? ¡Nada que ver con el turno de ahora! Miro hacia atrás y sonrío al evocar quiénes no abrían la boca y quiénes se pasaban toda la cena charlando; y disfruto viendo con qué desparpajo se han soltado la melena unas y se muerden la lengua otras.
Yo estoy muy bien con Juanlu. Me ha colocado en el mismo sitio en el que me puso mi mamá adoptiva y todos los clientes entran y le preguntan por mí. Creo que le he traído buena suerte y esto siempre está lleno. Él dice que soy como una estrella de esas de Michelín, que doy categoría al local. En principio me mimó por si volvíais por aquí daros una sorpresa, pero sé que ahora no puede separarse de mí.
Sin más me despido, sabiendo que estoy continuamente en vuestros corazones (y en vuestros cuadernos, camisetas, solapas, salvamanteles…¿no me estaréis echando a perder?) Besos. Amanda

Examen de conciencia dijo...

No sé dónde he visto lo del 2 x 1, pero esto sí que es verdaderamente una ración doble y sin descuento. Cumple y libro. Con todos los detalles, comentarios y prolegómenos. Y en dos días; y si no hubiera sido tan cortés al esperar a Pililebe, posiblemente en uno. ¿Alguien puede superar esto? ¿Se lo hemos agradecido lo suficiente? ¡NOOOOOOOOO!

Ofú dijo...

La palmera datilera
está morena.
Y eso es algo que me asombra:
¡siempre trabaja en la sombra!

No quiere flores
ni halagos,
y su hacer es silencioso,
pero muy, muy provechoso.

La palmera datilera
está morena.

Amanda dijo...

Era muy aburrido estar siempre metida en mi señal de tráfico, de luto permanente y la verdad es que tenía un poco de claustrofobia de esos paréntesis que me custodiaban, era como tener dos guardaespaldas siempre a mi lado. Un buen día se escaparon, y se acabó el ceda el paso.

En estos dos años también yo he vivido las vidas de las palabras que ellas leían, he interpretado muchísimos papeles, como una actriz de las famosas, he aprendido a mover mis brazos y mis piernas y de vez en cuando también he cambiado mi libro por otras cosas igual de divertidas.

He sido superferolítica oliendo las flores, volé por las nubes muy nefelibata, bailé la danza de los siete velos al grito de lilaila, he sido india, mejicana, marinera... es apasionante mi vida ahora... ¡ojala no me metan más en esa señal de tráfico!

otro más dijo...

¿Y esas velas de plasti que a punto estuvimos de no disfrutar? ¿No se merecen el elogio unánime de crítica y público? Me quito el sombrero ante ti, María.

Cristina dijo...

verdad! mira que son monas las velitas, yo me birlé una, y la tengo guardadita en una caja que me he fabricado con los tesoros hoylibrescos, allí tengo mi amandita de fieltro, el pin chicasmalas, la invitación de cine con diamantes, mi libro de estaño... en fin, ¡mis tesoros!