martes, 8 de septiembre de 2009

EL ABECEGRAMA


Como ganadora de la última palabra, y mientras esperamos que Isabel se aprenda su lección, propongo otro juego: se llama el ABECEGRAMA, porque hay que construir una frase cuyas palabras estén en orden alfabético. Es decir, la primera palabra de la frase comienza con A, la segunda con B, la tercera con C y así sucesivamente hasta la última palabra que comenzará por Z. Os pongo un ejemplo que he encontrado en internete:

«Anoche brillaron cerca, chispeantes, dos estrellas fugaces; gravitaban hermosas iluminando juntas kilométricos lugares; llevaban mágicos negros ñublos; originaban planetas que relucían surcando tenues universos,... vertiendo wolframio, xenón y zafiros».

¡A ver cómo sale! Creo que podemos hacer un poquillo de fullería y saltarnos la ñ ¿no?, he cogido este ejemplo de internet, pero he consultado en el drae y no viene la palabra ñublo :(

14 comentarios:

maría-sur dijo...

Amiga brillante, como diosa esplendorosa, fémina graciosa,
haces imagine juegos, kilómetros luminosos, llaves mágicas...
Nunca olvido por qué río
Si tú, usted, vos,
xana yuglar ¡zazeas!

Cristina dijo...

agradezco, buenamoza, cualquier demostración emotiva. Fabuloso, gracias. Hace innumerables jornadas, kilométricas, Luis, mi nauseabundo, ñiquiñaque opresor, prefirió, quisquilloso, retozar, saltando tras una vigorosa walquiria xxl y zalamera

Cristina dijo...

Ahora busco caracolas de espirales fulgurantes, gloriosas. Hago increibles juegos kafkianos, lienzos, marinas, naturalezas ñoñas o preciosas quincallas. Resultarán sensacionales tras una ventana. Wagnerianos zafarranchos.

maría-sur dijo...

Aquí bahía caditana, diosa eólica, fuerte, gallarda, hercúlea.
Ilusionando -¡jaranera!- kilométricos litorales.
Llenando muelles -llorando mares-.
Meciendo nubes -mimando naves-.

Otrora piedra, quieta roca.

¿Quieta roca?...¡Salineo tangos!
Ultramar venteo, vaiveneando, xilofonías zalameras.

mª del mar dijo...

¡ahhh! brillantes compañeras de este fregao, ganais hilando ideas, jeroglíficos, kits linguísticos. Llanas madres, nada ñoñas, olisqueando palabras que riegan sus talentos: unas virginias wolf xilógrafas y zalameras.

(Joé, que dificil)

Pilar dijo...

A beber coñac dedico el fondo, generoso, hondo, inútil jugo. Kasba lujuriosa, mirona. Ni ñacaninás o panteras que ríen sint acto, ululando. Veloces.
Walter Xille: Yace zozobrado

Cristina dijo...

Ardiente blog, como de estupenda filigrana granaína, hilvana inteligentes juegos, katiuskas literarias magistrales. Nacieron ñacuruntús originales, páginas que resplandecen sobre todo. Vibrante web: xilófono, yarabí, zarabanda.

Cristina dijo...

Azagayas (azomando anaceas), buruquientos buzcorones, chicoleos (¡conticinios chisgueteando!), dingolondangos, (¡esplín!) espeluncas fodolís, guindalezas, hesitaciones, inconsútiles, jirochas kilométricas, licurgas, mojigangas nefelibatas, ñiquiñaques olvidados, pendolistas (procrastinadoras), querochas ramoneando, salchuchos (superferolíticos), turiferarias únicas, verecundia, weberas y zurumbáticas... HOY LIBRO!

maría-sur dijo...

Ahora, bobilis, cálidamente dedico estas frases graciosas.
Hoy invento jitanjáforas kantianas...Luego llorareis...
Más nunca, ñañas, os penseis que reiríame sin teneros ufanas.
Voy x yambos.
¡Zalamelé!

maría-sur dijo...

Amor, ¡baila!,
Baila cual danzarina estelar
Fugazmente girando
Ilusióname jaspeando kilométricas líricas
Lumíname llenando mis noches, ñeclas, oscuras...
Para quererte, reina, sin temor.
Unámonos vertiendo whiskeys, xenon y yuyubas.
Yuntémonos zigzagueantes
Zig zag Zig zag Zig zag
Zigzagueando alcanzaremos auroras boreales
Como dos estrellas fugadas
Galopando hasta imaginarnos imaginarios kayaks ligeros
Llameando madrugadas nunca oscuras.
¡Oh! Paréceme que roneándote siéntome todo tuyo, usiría,
¡Valquiria –walquiria-, xana, y zarabandista amada!
¡Baila!

Cristina dijo...

¡ábrete blog! chillo de excitación: ¡fabulosa gaditana! ¡hembra ingeniosa! ¡japonesa kamikaze ligando maravillas!, ninguna ñiquiñaque osará podium quitarte, reina soberana, tú, ¡única! valiente webera, xecuda y zahorí.

A blogueras consumadas doblegas, eres formidable gozo hecho idea, juntas kilómetricos latidos.

María, necesito ñangotarme (o postrarme quebrando rodillas, sumisa), tintineará un vaso ¡whisky! (xola yacerá zarandeada)

anonimo dijo...

http://lit-et-raire.blogspot.com/2011/09/abecegrama-de-palabras-de-longitud.html

Robín dijo...

http://lit-et-raire.blogspot.com.es/2011/12/integrograma-de-palabras-de-longitud.html

Anónimo dijo...

Con permiso: la palabra 'ñublo', existe:

ñublo
(De nublo, con la ñ de añublar).

1. m. desus. nublo.

Real Academia Española